Carlos Silva

artista visual

Mortal

 

8 fotografías, dimensiones 15×22,5 cm, 20×30 cm y 30×45 cm. impresión giclée sobre papel satin 250 gr. en marco de aluminio negro.

mortal es un diálogo fotográfico entre nicholas jackson y carlos silva, a propósito de sus vocaciones con la imagen, la captura y sus dispositivos. acuerdan el ejercicio de la edición, uno edita al otro, inaugurándose de esa acción un montaje específico para espacio blanco, estableciendo conexiones aparentes en torno a la autoría y el relato fotográfico. el nombre de la exposición, a su vez fija el criterio editorial en un conjunto de momentos que definirían la idea de que algo acaba.